Ministerio Cristiano Gracia y Poder, Inc. NY !!! Una Iglesia de Amor !!!
Ministerio Cristiano Gracia y Poder, Inc. NY!!! Una Iglesia de Amor !!!

Dirección

2633 Webster Ave

Bronx, NY 10458

Tel: 914-613-9557

 

Email:info@graciaypoderny.org

Orden de Nuestros Servicios 

Domingos 10:00 AM - 12:00 PM

Miercoles 8:00 PM - 9:00PM

Multimedia

Para Oración

Noticias

Siembra Hoy

Fin de los Tiempos

Siguenos en......

Estamos en Rep. Dom.

Nuestra Fe

Gracias por el interés en conocer un poco mas de nuestro ministerio.

 

Es un placer para nosotros compartir contigo lo que a la luz de la palabra creemos con respecto a nuestro creador, Señor y Salvador Jesucristo y la relación que cada uno de nosotros necesita tener con El, al igual que la responsabilidad delegada a la iglesia, de ser luz en el mundo y de ser embajadores del reino de nuestro Señor Jesús.

 

Creemos en Dios (Jehová) creador de los cielos, la tierra y todo lo que en ellos hay, al igual que las huestes celestiales. Dios también nos creo a su imagen y semejanza con el propósito de que le adoremos cada momento de nuestras vidas por medio de todo lo que hacemos. La Biblia nos enseña que el pecado entro en la creación hecha por Dios por medio de un hombre (Adán), rompiendo la relación que había entre Dios y el hombre, desde ese instante el imperio de la muerte tomo posesión del hombre que Dios había creado.

 

La Biblia establece que Dios vino en carne y habito entre nosotros en la persona de Jesús, el Cristo redentor. Jesús es Dios hecho hombre. Nadie podía restablecer la relación entre Dios y los hombres, relación que había sido rota por el pecado. Es por eso que Dios toma forma de hombre y se hace igual a nosotros para despojar a la muerte de su poder al morir en la cruz del calvario y resucitar al tercer día. La muerte y resurrección de Jesús es la expresión suprema del amor de Dios por los hombres. El sacrificio de Jesús es validado por su resurrección de entre los muertos, el sacrificio fue aceptado, es por eso que usted y yo al recibir a Jesús como nuestro Señor y Salvador recibimos libertad y damos el primer paso para el nuevo nacimiento.

Jesús en una ocasión le dijo a Nicodemo que le era necesario al hombre nacer de nuevo para entrar y ver el reino de los cielos. Como ministerio creemos y entendemos que es necesario nacer de nuevo para ser salvo. El nuevo nacimiento se experimenta cuando se nace del agua y del Espiritu después de recibir el sacrificio de Jesús. Cuando nacemos de nuevo somos nuevas criaturas para el servicio exclusivo de Dios, somos santos para El.

 

Jesús también nos prometió el regalo del Espiritu Santo, el consolador. El Espiritu Santo es la promesa de Jesús a sus apóstoles, de que no les dejaría solo. El Espiritu Santo es el que dirige las iglesias, El es la revelación del mismo Jesus a aquellos que han nacido de nuevo, los que no se han apartado de la palabra de Dios y que predican un evangelio puro. El Espiritu Santo es el que nos orienta, anima, enseña, y el que nos convence de pecado, es también el que nos moldea a la forma y diseño que Dios escogió para cada uno de nosotros. El Espiritu Santo es quien reparte los dones dentro de la congregación para la edificación del cuerpo de Cristo, para que operemos en ellos haciendo lo que El determinio para cada uno de nosotros.

 

La Biblia es la palabra de Dios, ella es lámpara a nuestros pies. Ella es viva y eficaz y más cortante que una espada de dos filos. La palabra de Dios nos transforma y nos da vida, ella se revela a nosotros y renueva nuestro entendimiento. Ella es nuestra autoridad. Creemos que la palabra de Dios cuando entra en el ser humano tiene el poder de transformar aun a la peor persona sobre la faz de la tierra.

 

Como una iglesia que predica el reino, creemos y entendemos que Cristo vendrá por 2nd vez para establecer su reino milenario en la tierra, un reino que jamás será destruido y luego habitaremos por toda la eternidad en los cielos, en la presencia de Dios. Creemos también que la iglesia será arrebatada para reunirnos con Cristo en los aires y que seremos transformados. De igual modo, la Biblia nos muestra que si no aceptamos a Cristo y no nacemos de nuevo, al morir, nuestro destino seria el infierno donde estaremos separados de la presencia de Dios por toda la eternidad. Pero Jesus no vino al mundo para condenar al mundo, mas para que todos los que creamos en el no nos perdamos mas tengamos vida eterna. 

 

Que la Paz de Dios que sobrepasa todo entendimiento esté sobre usted. Bendiciones. 

 

 

Print Print | Sitemap Recommend this page Recommend this page
© Ministerio Cristiano Gracia y Poder, Inc.-New York